Hongo Reishi

Duros, marrones y arrugados, los hongos reishi realmente no parecen un ingrediente que vaya a darle un cutis suave y flexible. Pero es bueno que los practicantes de la medicina china no hayan dejado que las apariencias les impidan curar diversas dolencias con este hongo, también conocido como ling zhi (o Ganoderma lucidum), durante milenios. Hoy en día, los compuestos de estos hongos están siendo finalmente reconocidos en Occidente por sus innumerables poderes medicinales -y están siendo objeto de algunas pruebas- y el extracto de hongo reishi está en camino de ser un ingrediente favorito para el cuidado de la piel.

Debido a que crecen en maderas duras en los bosques chinos, los hongos reishi silvestres son raros. También tienen un sabor amargo, y no es probable que se conviertan en platos gourmet a base de hongos en un futuro próximo. Por suerte, el hongo puede cultivarse y extraerse en una potente forma líquida. Dentro de ese extracto, encontrará dos sustancias clave, los triterpenos y los polisacáridos, que son el secreto de los beneficios del hongo reishi para la piel. Así es como actúan:

Combatir la inflamación y proteger del daño

Cuando las moléculas de triterpeno se extraen de los hongos reishi, interactúan con el sistema inmunológico, y son particularmente eficaces para combatir la inflamación. Esto puede reducir el enrojecimiento y la hinchazón, dos condiciones cutáneas bastante indeseables causadas por la inflamación de la piel. Esa es una de las razones por las que la gente recomienda los hongos reishi para el acné.

Los polisacáridos son un tipo de molécula de azúcar compleja, y uno llamado beta-glucano que se encuentra en las paredes celulares de los hongos reishi (así como en la avena) puede actuar en la piel de un par de maneras importantes. Por un lado, son antiinflamatorios y por otro, pueden actuar como antioxidantes. Esto significa que se unen a los radicales libres, moléculas que de otro modo podrían causar daños a las células de la piel que han sido expuestas a los rayos UV y a la contaminación.

Humectante con hongos

Los betaglucanos también dan a este ingrediente su capacidad para hidratar la piel seca, ya que son un humectante. Estas moléculas atraen la humedad a la piel y son capaces de penetrar profundamente, rehidratando mientras reparan la barrera exterior de la piel. Una barrera cutánea sana impide entonces que la humedad de las capas más profundas se evapore. Así nutrida, la piel tiene un aspecto más terso y saludable, con menos líneas de expresión visibles, lo que la convierte en un ingrediente perfecto para los concentrados reafirmantes de alta calidad para el contorno de ojos.

El efecto iluminador de la piel

El extracto de hongo reishi también puede tratar las manchas oscuras de la piel que la hacen parecer más vieja. Lo hace bloqueando la producción de melanina por parte de las células de la piel, lo que suele ocurrir en respuesta a un exceso de exposición al sol.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.